Merced 380 Oficina 71, Santiago, Chile +56 2 2362 0662 central@oryansurveyors.com
Actualidad
Bioenergía, pilar de la transición de la Unión Europea hacia la descarbonización
La Asociación Mundial de la Bioenergía, WBA, publica en el diario político un alegato a favor del papel de la biomasa como fuente de energía fundamental en la transición hacia la descarbonización de la economía en la Unión Europea.

Por otra parte, es una de las únicas alternativas disponible a los combustibles fósiles en las plantas de cogeneración y su papel en el suministro de calefacción es trascendental: más de 50 millones de hogares europeos se calientan con biomasa.

Más allá del sector energético, la industria encuentra cada vez más en la biomasa sostenible una materia prima renovable para reemplazar los productos químicos y plásticos de origen fósil.

La bioenergía es la mayor fuente de energía renovable de la UE con cerca del 60 por ciento del consumo total renovable. Ha apuntalado la descarbonización de la generación eléctrica, desplazando directamente al carbón y, gracias a su gestionabilidad, ha contribuido a la expansión de la eólica y la solar.

La generación de energía con biomasa en combinación con la captura y almacenamiento de carbono (BECCS) también está cobrando mayor relevancia como tecnología contrastada para generar “emisiones negativas”. Hay proyectos en marcha en los EE. UU., Suecia, Dinamarca y el Reino Unido y sigue en expansión.

La bioenergía es una solución climática necesaria cuando se produce de forma sostenible y se utiliza de manera eficiente.

La WBA apoya los estrictos criterios de sostenibilidad que afectan a la bioenergía, pero advierte que para lograr las ambiciones climáticas a 2030 y 2050, “los líderes de la UE deben evitar planteamientos políticos que limiten innecesariamente la disponibilidad, interrumpan las cadenas de suministro o disuadan la inversión” en esta tecnología, “una solución climática que ya ha permitido un considerable progreso, y aún tiene un inmenso potencial”.

De hecho, los principales análisis y escenarios generados por distintos organismos para 2030 y 2050 indican claramente la necesidad de aumentar la cuota de bioenergía para lograr los objetivos de emisiones de la UE: su uso aumentará en esta década y se duplicará para 2050.

"Puesto que la bioenergía ya cubre una parte significativa hoy en día, está claro que la necesitaremos en el sistema, de lo contrario no lograremos la neutralidad climática", afirma Ditte Juul-Jørgensen, director del departamento de energía de la Comisión Europea.

Imagen

Escenarios para lograr los objetivos de emisiones de la UE para 2030 y 2050 considerados por la evaluación de impacto publicada por la Comisión Europea en 2020.

John ORyan Surveyors ©. Todos los derechos reservados